Dmitri Morózov, director general de BIOCAD: «La vida nos mostrará qué vacuna es efectiva a largo plazo y cuál de ellas desarrolla la inmunidad»

«En realidad tenemos dos vacunas: el primer componente es el adenovirus 26 y el segundo componente es el adenovirus 5», explica Dmitri Morózov, director general de la compañía BIOCAD, productora de la Sputnik V, en ‘Entrevista’, de RT. ¿Por qué la vacuna Sputnik V no aparecerá en redes comerciales? ¿Es segura para las personas mayores? ¿Por qué siempre ocurren algunos casos indeseados en los ensayos clínicos? ¿Cuándo se irá acabando la pandemia?

Dmitri Morózov, director general de BIOCAD, una empresa con sede en San Petersburgo que es una de las plataformas contratadas por el Estado para la producción de la vacuna contra el coronavirus Sputnik V, ha hablado con RT sobre las capacidades de la producción en Rusia, las características del fármaco, desarrollado por el Instituto Gamaleya, junto con el Ministerio de Sanidad, y de cuándo acabará la actual pandemia.

«Nuestro papel es fabricar a tiempo y con alta calidad las cantidades de la vacuna que nos fueron encargadas», explicó Morózov, indicando que estas cantidades de producción las determina el Ministerio de Sanidad de Rusia, de acuerdo con su plan de vacunación. «Creo que de momento esta vacuna no aparecerá en las redes comerciales, por esto para la población será gratuita», señaló.

Una dosis vs. dos dosis

De acuerdo con Morózov, el elemento comparativo más interesante de la Sputnik V en comparación con los fármacos desarrollados en los países occidentales es que «en realidad tenemos dos vacunas». Explicó que al paciente se le inyectan dos componentes de la Sputnik V: el adenovirus 26 y el adenovirus 5.

Otra diferencia, es que en otros países se considera que «cada dosis de vacuna es una dosis», pero para obtener los resultados esperados se necesitan dos dosis. Mientras, el Ministerio de Salud ruso «cuenta las dosis según los cursos del tratamiento, por eso si hablan de 5 millones de dosis, en realidad son 10 millones de dosis, porque hay dos componentes», explicó.

Eficacia y seguridad de la Sputnik V

En cuanto a la eficacia de la vacuna rusa, basada en adenovirus humano, en comparación con los fármacos extranjeros del adenovirus del mono y la tecnología ARNm, Morózov declaró que «hoy en día existen datos bastante convincentes que confirman la seguridad de la vacuna Sputnik V, que ha sido confirmada en los ensayos preclínicos en animales, y además, se ha confirmado su seguridad en voluntarios sanos». «Los datos estadísticamente significativos sugieren que la vacuna Sputnik V es segura«, ha reiterado.

En cuanto a los efectos secundarios potenciales que se pueden dar a la hora en realizar una vacunación masiva, tienen que ser estudiados en grandes ensayos multicéntricos, explicó. «Desde luego primero tenemos que esperar los resultados de las pruebas», pero los datos que hay ahora son «alentadores», dijo. «A día de hoy existen pruebas objetivas que permiten reconocer la vacuna Sputnik V como segura en esta etapa», declaró.

Ante una variedad de vacunas que se están desarrollando en el mundo, afirmó que «la vida nos mostrará qué vacuna es efectiva a largo plazo y cuál de ellas desarrolla la inmunidad, porque solo la observación a largo plazo puede decirnos qué vacuna es más eficaz, quién fue por el camino fácil y quién no». «Es importante para nosotros que esta inmunidad se desarrolle por un largo período de tiempo«, ha subrayado.

Respecto a la finalización de la pandemia, Morózov indicó que se irá acabando cuando desarrollemos una inmunidad colectiva estable. «Y hay dos formas de desarrollarla: vacunarnos con calma y alcanzar la inmunidad o si ya hemos superado la enfermedad seguramente la inmunidad colectiva se irá desarrollando con la mayor eficacia», concluyó.

Fuente: RT

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *