mié. Nov 14th, 2018

Natalia Díaz: “La experiencia legislativa es un doctorado general de la vida”

“Como un doctorado general de la vida”, así describe la exdiputada del Movimiento Libertario, Natalia Díaz Quintana, su paso por la Asamblea Legislativa el cual se dio del 2010 al 2014.

Díaz asegura que aprendió a ser tolerante, negociadora, y a “tener una visión integral del país” que, según dice, difícilmente se adquiere en otro lugar.

La joven publicista de 33 años se limitó a externar un criterios sobre los nuevos legisladores, pues asegura que es temprano formarse una opinión en tan pocos meses.

“El tiempo nos irá mostrando el carácter de este nuevo Congreso, es una nueva composición política y la mayoría caras nuevas”, expresó.

Tras su paso por Cuesta de Mora, Díaz recomienda a los nuevos congresistas tender puentes para aprobar proyectos de ley de relevancia para el país esto es fundamental; así como también el ejercicio responsable del control político.

“Es importante dedicar mucho tiempo y estudio a los proyectos que se están gestando en las comisiones, pues es ahí donde realmente se puede legislar, discutiendo, mocionando y mejorando la versión final de cada futura ley”, sugirió.

A lo que sí se refirió fue al nuevo presidente de la República, Carlos Alvarado Quesada, quien asegura que muestra un estilo diferente al del expresidente, Luis Guillermo Solís Rivera.

“Veo a al Presidente Alvarado con menos protagonismo individual y más trabajo de equipo, lo cual es bueno”, aseguró.

Un nuevo partido: Unidos Podemos

Natalia Díaz espera utilizar su experiencia en la Asamblea Legislativa como herramienta en su nuevo proyecto político: Unidos Podemos.

“Actualmente estoy dedicada a mi actividad en la empresa privada y a la vez, construyendo junto con muchos más un nuevo proyecto político a escala nacional”, dijo la exlegisladora sobre su nueva faceta.

De acuerdo con Díaz, el 21 de abril su nuevo partido realizó la Asamblea Constitutiva. Y afirmó que el Tribunal Supremo de Elecciones dio el aval para iniciar la realización de las 82 asambleas cantonales y las 7 asambleas provinciales para la inscripción definitiva.

“También hemos comenzado la recolección de las 3000 adhesiones partidarias que es requisito indispensable para la inscripción también”, añadió.

Si bien la joven diputada no logró ser candidata presidencial por el partido Movimiento Libertario, aseguró que le dejó un grana importante base de apoyo por parte de líderes comunales que se sienten identificados con lo que ella representa.

“Gran cantidad de líderes que me apoyaron se han sentido en una orfandad política y me han externado su deseo de trabajar juntos en la creación de una nueva fuerza política. Queremos un partido democrático y participativo, con espacio para todos los que quieran integrarse. Este es un partido inclusivo, con vocación de gobierno, de lo municipal a lo nacional, y es por este motivo que decidimos constituir el partido para participar del proceso municipal del 2020, como el primer escalón en la historia de este movimiento”.

Hasta el momento se encuentra en visitas a cantones y conversando con dirigencias, con miras a las municipales del 2020, que sería el primer “fogueo” político que enfrentaría su nuevo partido.

“Después veremos qué puede suceder para el 2022”, dijo sin cerrarle puertas a otras oportunidades.

Para algunos analistas políticos, la figura de Natalia Díaz puede convertirse en alguien capaz de liderar algún movimiento político significativo. La exdiputada demostró durante su gestión buen manejo político, alcanzó la Vicepresidencia del Congreso y es una mujer joven con capacidad analítica, negociadora, buen verbo, impaciente, entiende a la juventud y cuenta con dotes de liderazgo. Su madre, Damaris Quintana Porras fue diputada durante el período 2010-2014, por el Partido Movimiento Libertario.

Respecto al futuro del nuevo partido político, el panorama resulta complicado e impredecible, ya que en los sectores tipificados de derecha política, a los que se sumaría Unidos Podemos, ya existe el Partido Movimiento Libertario, ausente en esta ocasión en el Congreso, a ello se suma el Partido Liberal Progresista, que también tiene objetivos similares, que en materia electoral resultan atomizar las bases que comparten los mismos principios ideológicos.

El tiempo y la realidad definirán el futuro de las corrientes liberales como partidos políticos electoralmente sólidos, permanentes y viables en el contexto ciudadano. Lo que sucede en esta ala política, también es experimentado por la izquierda, totalmente disminuida en las últimas elecciones.

 

La entrada Natalia Díaz: “La experiencia legislativa es un doctorado general de la vida” se publicó primero en La Revista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *